First Posted: Mar 08, 2017 02:27 PM EST

Más de 30 personas han muerto y al menos 50 han resultado heridas en un ataque contra el principal hospital militar de Kabul, que ha empezado con una explosión, han informado el Ministerio de Defensa de Afganistán. El atentado ha sido reivindicado por el grupo terrorista Daesh y ha finalizado con la muerte de los cuatro insurgentes que realizaron el asalto tras más de seis horas de enfrentamiento con las fuerzas de seguridad afganas. Su agencia de noticias, Amaq, ha distribuido -en sus canales en inglés y en árabe- dos imágenes presuntamente tomadas desde el interior del hospital militar. En ellas se puede observar un terrorista armado oculto tras una máscara quirúrgica y el cuerpo de dos víctimas, con batas de médico, tendidos en una de las salas.

El hospital Wazir Akbar Khan está situado pared con pared con el hospital militar Sardar Muhamad Dawood Khan, una instalación de salud con capacidad para 400 camas donde son tratados personal de las fuerzas de seguridad y sus familiares. El portavoz del Ministerio de Defensa afgano, Dawlat Waziri, ha detallado a Efe que además han muerto hasta el momento dos de los cuatro insurgentes que atacaron el hospital, que ya sufrió un atentado suicida en 2011.

El ataque al centro hospitalario, ubicado en el centro de la ciudad cerca de instalaciones como la embajada estadounidense o el Ministerio de Salud, ha empezado hacia las 09.05, hora local (04.35 GMT), cuando cuatro insurgentes vestidos con uniforme médico han entrado por una de las entradas de la instalación. De acuerdo con Waziri, uno de ellos ha detonado los explosivos que portaba muriendo en el acto, y los otros tres han entrado en las instalaciones armados con fusiles y granadas. Luego, las fuerzas de seguridad afganas han matado a uno de ellos, mientras que los otros dos se han atrincherados en la sexta y séptima planta del edificio.

«Para no herir a los pacientes, nuestras tropas están llevando a cabo la operación de manera muy cuidadosa», ha indicado el portavoz, que ha explicado que se ha producido una segunda explosión al ser detonado un vehículo cargado de explosivos en el aparcamiento del hospital. De acuerdo con Waziri, entre las víctimas hay al menos un soldado muerto y tres más heridos.

«Hoy somos testigos de un ataque terrorista que ha violado todos los derechos humanos», ha amnifestado el presidente afgano, Ashraf Gani, en un acto público televisado al afirmar que en todas las religiones y leyes un hospital es considerado un lugar que no se puede atacar. «El ataque al hospital es un ataque a toda la gente del país», ha insistido.

Mientras tanto, el portavoz de los talibanes, Zabihullah Muyahid, ha asegurado a Efe que su grupo no está detrás del ataque al hospital y que además éste no tiene «nada que ver» con los miembros de su formación. El ataque ha sido reivindicado por el grupo terrorista Daesh.

La capital afgana ha sido escenario de importantes ataques insurgentes durante los últimos meses. Los más recientes ocurrieron justo hace una semana, cuando dos ataques suicidas perpetrados por los talibanes contra una estación policial y una oficina de los servicios de inteligencia en Kabul causaron al menos 29 muertos y 122 heridos.

El mes pasado, 21 personas murieron y más de 40 resultaron heridas en un atentado perpetrado en el aparcamiento del Tribunal Supremo en Kabul, mientras que en enero otro doble atentado en la capital cerca del Parlamento ocasionó 30 muertos y 80 heridos. Según datos de Washington, el Gobierno afgano continua perdiendo terreno ante los talibanes y controla ya apenas un 57% del país.

 

 

Like Us on Facebook

© 2015 Latino Post. All rights reserved. Do not reproduce without permission.